EL POPULISMO QUE VIENE (24): LA ITALIANIZACIÓN DE CATALUÑA

 

INTERRUMPIMOS nuestra serie dedicada a las finanzas de la PxC porque a riesgo de parecer presuntuoso por nuestra parte, las hipótesis que defendemos en nuestro ensayo El oasis catalán -de notable repercusión mediática (ver “sala de prensa”)- empiezan a cumplirse con precisión de relojero en lo que concierne a la “italianización” de Cataluña. En esta entrada de urgencia queremos destacar tres aspectos:

1) El Tangentopoli catalán

Las enormes similitudes de los casos de corrupción “Palau” y “Pretoria” con el de Tangentopoli en Milán, que erosionó a los dos grandes partidos de gobierno en términos de financiación ilegal (la democracia cristiana y el partido socialista), como ahora sucedería con CiU y el PSC. Recordemos los hechos brevemente: Tangentopoli [la ciudad de las comisiones] fue el término que en la Italia de 1992 designó un caso de corrupción política acaecido en Milán (la capital financiera del país) en sus inicios aparentemente menor, pero que desató el gran proceso judicial mani pulite [manos limpias].

Su desarrollo mostró la opacidad de la financiación de los partidos y su corrupción interna, a la vez que acabó desintegrando el sistema político vigente. De ese modo, la democracia cristiana y el partido socialista entraron en una crisis profunda y surgieron los actuales líderes populistas Umberto Bossi y Silvio Berlusconi, a la par que el MSI de Gianfranco Fini cotizó a la alza y emprendió su camino para transformarse en Alleanza Nazionale [Alianza Nacional, AN]. Paralelamente, el caso catapultó al estrellato al magistrado Antonio di Pietro como un pretendido justiciero implacable (véase una síntesis del episodio en Piero Colaprico, Capire Tangentopoli, Il Saggiatore, Milán, 1996).

La Liga Norte fue una de las formaciones que capitalizó el impacto de Tangentopoli.

2) La “secesión ligera”

En El oasis catalán sostenemos que Cataluña experimenta una “secesión ligera”. Se trata de una expresión del ensayista Paolo Rumiz, “la secessione leggera” [la secesión ligera] en un ensayo homónimo: La secessione leggera. Dobe nasce la rabia del profondo Nord (Giangiacomo Feltrinelli Editore, Milán, 2001).

Esta expresión, que indica un alejamiento progresivo de buena parte del norte de italia de Roma, parece encajar muy bien en la descripción de la Cataluña de hoy. En nuestro ensayo señalamos que Rumiz ha descrito en estos términos el surgimiento del nacionalismo “padano” que ha impulsado Bossi: “Levemente, de manera inadvertida, un hombre nuevo ha crecido en el ethnos italiano, y la secesión está antes que nada en su cabeza: es un alejamiento mental de la política, del Estado, de la res publica, incluso hasta de aquel supremo bien común que se llama territorio”. En este sentido, nos atreveríamos a apuntar que la mayoría de los catalanes están dejando de sentirse españoles a la vez que se distancia de la política tradicional a la vez que la independencia empieza a dejar de ser una bandera marginal.

3) Laporta o Berlusconismo a la catalana

Finalmente, en El oasis catalán apuntamos una “italianización” con partidos personalistas, señalando al ya expresidente del F.. C. Barcelona como un émulo de Berlusconi. Pues bien, éste ya ha creado su partido: Democràcia Catalana. El nombre evita la palabra “partido” -excluyente- para evocar “partipación” (democracia) y -obviamente- “identidad”. 

Recordemos que Laporta ha manifestado un clario mesianismo, pues aspira a ser -según sus propias palabras- “el verdadero líder que […] le falta a Cataluña (manifestaciones recogidas en El Periódico, 26/IX/2007).

Véase las informaciones al respecto, por ejemplo, en:

http://www.elmundo.es/elmundo/2010/06/29/barcelona/1277834863.html

http://www.elpais.com/articulo/espana/Laporta/ultima/creacion/partido/independentista/Democracia/Catalana/elpepuesp/20100630elpepunac_3/Tes

Los comentarios están cerrados.