EL POPULISMO QUE VIENE (54): LOS ERRORES DEL ANTIANGLADISMO

 

 La PxC ya empieza a condicionar la vida política de L’Hospitalet, segunda ciudad de Cataluña.

TRAS LAS ELECCIONES DEL 28-N, la PxC ya empieza a influir en los consistorios, pese a que permanezca al margen de los mismos. El caso de la segunda ciudad de Cataluña, L’Hospitalet, es ejemplar al respecto.

Al igual que en Vic, su gobierno socialista ha decidido seguir una vía similar al de Vic: hacer angladismo para combatir a Anglada. De este modo, de golpe y porrazo, su consistorio -siguiendo la información de El País– ha anunciado que pedirá al Gobierno central que los inmigrantes con “actitudes incívicas” no puedan acceder al permiso de residencia por arraigo ni reagrupar a sus familias. Fuentes del Ayuntamiento subrayaron que las actitudes que castigar son las relacionadas con problemas graves de convivencia, y no faltas leves como pudiera constituir el consumo de alcohol en la vía pública. Como hemos comentado en otra entrada,  la inicitiva pronto ha sido imitada por otros consistorios, como Salt, El Vendrell, Reus y Tarragona.

Como era previsible, la PxC ya ha denunciado que la medida es una maniobra preventiva y Anglada ha asegurado que “el PSC se apresura a parchear una desastrosa situación originada por los mismos socialistas con sus políticas buenistas del “papeles para todos” que han convertido a Hospitalet en un nido de delincuencia, plagado de bandas de jóvenes violentos latinoamericanos, donde la convivencia es cada vez más difícil”.

Anglada en L’Hospitalet.

La PxC el actor invisible

Las razones de tal actuación improvisada radican en los comicios al parlamento. Como se puede apreciar en la tabla inferior, la PxC se ha apuntado un notable resultado al llegar al 4%, lo que le permite aspirar a obtener representación en el consistorio en el mes de mayo.  

 Resultados electorales del 2010 y del 2006 (en rojo)

PSC

27.705 29,53% 36.553 39,70%

CiU

23.160 24,68% 17.619 19,14%

PP

15.768 16,80% 13.017 14,14%
ICV-EUiA 7.807 8,32% 9.236 10,03%

C’s

4.448 4,74% 4.104 4,46%

Esquerra

3.836 4,09% 7.355 7,99%

PxC

3.796 4,05%

 FuenteParlament de Catalunya 

Si algo demuestra la reciente medida adoptada por este consistorio, es la falta de una estrategia de contención para frenar el avance de la PxC, por lo que el resto de formaciones se mueven en la improvisación. Si ello no quedó claro con las medidas en torno al empadronamiento de inmigrantes ilegales en Vic, ahora el caso de L’Hospitalet lo rubrica.

Quizá estas medidas darán fruto y lograrán su objetivo, pero no dejarán de ser por ello el resultado de la falta de una política clara para frenar la islamofóbia y los discursos que explotan la inmigración de modo demagógico.

Los comentarios están cerrados.