EL POPULISMO QUE VIENE (82): ENTREVISTAMOS A JOSEP ANGLADA DESPUÉS DEL “22-M”

HEMOS ENTREVISTADO AL LÍDER DE LA PxC, Josep Anglada, en la sede del partido en Vic con motivo de un estudio que realizamos sobre los nuevos partidos catalanes.

A continuación reproducimos algunas informaciones que nos ha proporcionado porque -a nuestro juicio- permiten comprender el crecimiento de su formación, aunque no podemos verificar datos que ofrece (como los de la militancia), pero son cifras oficiales del partido.

1. ¿Sus militantes proceden de otros partidos?

Ante la ausencia de encuestas que orienten sobre el  perfil del electorado de la PxC, inquirimos Anglada al respecto y su percepción es que éste es transversal en términos generacionales, de género y políticos.

Asimismo, destaca que la mayoría de integrantes de sus listas y afiliados (alrededor de un 80% de los mismos o más)  no ha militado en otras formaciones y en gran medida quienes se acercan ahora al partido no solo no habrían militado en otro previamente, sino que en algunos casos tampoco habrían votado.

Por tanto, la PxC atrae a votantes de diversos partidos, pero es posible que también capte a un electorado instalado en la abstención no negligible.

2. ¿Cuantos seguidores tiene la PxC?

Anglada señala que la cifra de afiliados gira en torno a los 1.800 y precisa que su afluencia experimentó un salto cualitativo hasta casi doblarse entre mayo de 2010 y marzo de 2011. Entonces habría pasado de unos mil integrantes a los 1.800 actuales.

Aunque la PxC solo cuenta con militantes, destaca que quienes piden recibir información de la misma suscribiéndose a su boletín (dada su atracción hacia ésta) componen ya un fichero de entre 7 y 8.000 personas, que sería un entorno de simpatizantes.

Según cifras oficiales, pues, la formación tendría 1.800 afiliados y  entre siete y ocho mil simpatizantes.

4. ¿Concurrirá a las próximas elecciones legislativas?

Ante su creciente número de votantes y la ausencia estatal de una oferta política similar a la PxC, Anglada ha decidido concurrir a los próximos comicios legislativos.

Para ello contará con un rótulo en consonancia con el ámbito estatal de las elecciones y no se coaligará con otros partidos. Asimismo, apunta que en la convocatoria electoral no encabezará una candidatura de Madrid, sino por Barcelona.

Es decir, la PxC actuará en solitario y con epicentro político en Cataluña.

4. ¿La PxC solo atrae por su discurso sobre la inmigración?

Anglada señala que su discurso en este sentido es importante, pero su impacto es inseparable al de la crisis económica y la desafección política.

Tras preguntarle si cree que ha influido su discurso contra la clase política, éste señala que sí y aporta un dato llamativo: de las 86 iniciativas que el partido ha promovido en el consistorio de Vic en la última legislatura, solo seis han sido relativas a la inmigración.

Este dato, desde nuestra perspectiva, no solo recuerda la necesidad urgente de contar con un balance de la actuación municipal de la PxC en los consistorios de Vic y El Vendrell, sino que también confirma una intuición que ya hemos apuntado en entrevistas: no debe perderse de vista que la Plataforma ahora atrae votantes por su discurso contra los partidos tradicionales.

En este aspecto, Anglada destaca que su partido ha crecido en Vic en los barrios que no presentan inmigración y ha logrado representación en municipios donde ésta es poco significativa (en torno a un 7%), como Taradell (1 edil) o Sant Boi (3 concejales).

Por consiguiente, para entender el crecimiento de la PxC no se debe hacer hincapié solo en su discurso sobre la inmigración, sino también en el relativo a la crítica a las élites políticas y económicas. Recordemos que el partido aprobó en su último congreso el Manifiesto del giro social de la PxC.

En definitiva, el angladismo actualmente atraería votantes también por su discurso político-social. Desechar este aspecto sería un grave error para entender su éxito.

5. ¿El partido crecerá más en la oposición o en el gobierno local?

Ante la polémica que se ha generado en torno a si la PxC debe estar en el gobierno o en la oposición para evitar que progrese, Anglada tiene claro que la mejor opción para crecer es mantenerse en la oposición: entrar en el gobierno local en esta legislatura supondrá un desgate por la falta de recursos que tendrán los consistorios.

A la vez, señala que la escenificación que han hecho los partidos para aislar a la PxC en la oposición puede beneficiarla, en la medida que en El Vendrell han llegado a un acuerdo PSC y CiU para impedir su acceso al consistorio tras contradictorias manifestaciones de CiU y -desde su prisma- es posible que el electorado castigue una alianza que no la perciba tanto basada en un programa como en oponerse a su partido.

Asimismo, apunta que también le puede ser beneficiosa la actuación del alcalde Vic, Josep Mª Vila d’Abadal (de CiU), tras ganar las elecciones: se ausentó unos días sin emitir manifestación alguna porque -según sus posteriores declaraciones a El 9 nou (3/VI/2011)- quería “dejar un vacío de poder y que la ciudad entendiera qué quiere decir votar a la PxC”. Igualmente, riñó a los votantes de esta formación y ha apuntado ya que éste será su último mandato de alcalde.

En suma, la mejor opción para la PxC, según Anglada,  es mantenerse en la oposición y trabajar desde ella sin erosionarse para captar votantes. 

Los comentarios están cerrados.