EL REDDITOMETRO: LA SOMBRA DEL GRAN HERMANO PLANEA SOBRE ITALIA

El “gran hermano” en el film 1984, basado el la obra homónima de George Orwell. 

LA LUCHA CONTRA EL FRAUDE FISCAL EN ITALIA HA GENERADO UNA GRAN POLÉMICA AL ANUNCIARSE EL USO DEL REDDITOMETRO COMO INSTRUMENTO DE LA ADMINISTRACIÓN.

El Redditometro es un medidor de ingresos que permitirá, teóricamente, constatar si un ciudadano o una familia está gastando más de lo que ingresa. Ello ha generado una polémica (recordemos que estamos en campaña electoral) y el sistema ha sido descrito como intrusivo y totalitario.

De hecho, plantea un importante problema: ¿Hasta qué punto la lucha contra el fraude puede vulnerar la privacidad? A continuación reproducimos un artículo sobre el tema de Alan Johnson, corresponsal de la BBC en Roma (21/I/2013), que ofrece una síntesis de la polémica.

La sombra del “Gran hermano” omnisciente que George Orwell describió en su novela 1984 planea sobre Italia.

*****

A la caza de evasores en Italia con el Redditometro

Las autoridades italianas han sido acusadas de utilizar tácticas propias de un estado policial con la introducción de un nuevo método para atrapar a los evasores de impuestos en el país.

El sistema hará posible rastrear cualquier patrón de gasto familiar y comparar estos gastos con sus ingresos.

Las autoridades dicen que cada año se pierden cerca de US$190.000 millones en recaudación de impuestos debido a la evasión fiscal, un problema que ha sido crónico en Italia durante generaciones.

Pero algunos se han sentido ultrajados por el lanzamiento del Redditometro, un medidor de ingresos. El sistema ha sido descrito como inaceptablemente intrusivo y de ser el tipo de instrumento con el que soñaría la policía secreta de Alemania del este durante la Guerra Fría.

Cómo funciona

Los inspectores de hacienda italianos siempre han dispuesto de mucha información útil para verificar el pago de impuestos. Cuentan con datos relacionados con grandes gastos, como por ejemplo, la compra de propiedades.

Pero el Redditometro les ayudará a disponer de mejor información sobre los hábitos de consumo de la gente en muchas áreas de su vida diaria.

Primero, el sistema ha dividido a toda la población en 11 categorías de hogares: parejas, solteros, familias con niños, etc…

Cada grupo cuenta con distintos modelos detallados sobre en qué es más probable que se gasten sus ingresos, gastos clasificados en categorías como comida, bebida, ropas, ocio, entre otros.

Estas predicciones van más allá teniendo en cuenta además variaciones regionales.

Así que las autoridades recaudadoras de impuestos creen que tendrán buena idea de la suma, por ejemplo, que una familia media de cuatro en el sur de Italia gastará para vivir.

Si la cantidad de impuestos que pagan indica que su sueldo es sustancialmente inferior a la suma obtenida, las autoridades empiezan a sospechar.

La familia se encontrará fuera de su patrón de gasto y entonces se iniciaría una investigación.

Puede que le pregunten a la familia “¿Cómo pueden tener tan pocos ingresos, y todavía ser capaces de gastar la cantidad de dinero que sabemos que, una familia como la suya, en esta parte de Italia, debe gastar cada día?”.

La familia entonces deberá explicar más de dónde viene ese dinero y cuánto se está gastando.

Revistas porno

Piero Ostellino

El nuevo sistema pisotea los derechos individuales, opina el periodista Piero Ostellino.

Los periódicos italianos están hablando de cómo sus ciudadanos podrían verse discutiendo sus desayunos o comidas con los recaudadores de impuestos.

A ojos del periodista Piero Ostellino del diario Corriere della Sera, las autoridades están yendo demasiado lejos.

“Esto no es luchar contra la evasión fiscal, esto es investigar cómo vives, qué compras, qué llevas”, apuntó.

“Estoy en contra del Redditometro no porque estoy a favor de evadir impuestos. No creo que la recaudación de impuestos deba hacerse pisoteando las libertades individuales”.

Ostellino alega que no es asunto del estado el saber cómo él o cualquier otro italiano se gasta su dinero.

“Me gustaría vivir en un país donde un cardenal pudiera elegir el gastarse el dinero en una revista pornográfica sin tener que explicárselo a las autoridades”, dijo. “¡Esto es como la antigua Alemania del este!”

Ostellino dice que recibió “un montón de cartas” de lectores que apoyaban sus críticas al Redditometro. Y una columnista de otro diario habló de sus temores de que el estilo de vida del país esté bajo sospecha; que se convierta en un daño colateral en esta nueva ofensiva en la guerra contra los evasores de impuestos.

Ella es dueña de tres caballos, y parece creer que teniendo en cuenta sus números, el Redditometro decidiría que para ser capaz de permitírselos tendría que estar ganando el equivalente a US$55.000 al año.

Pero el columnista dijo que aunque no ganaba esa cantidad de dinero, todavía lograba organizar sus gastos para conservar a los animales que amaba.

Se preguntaba si se verá forzada a explicar su estilo de vida a algún burócrata.

Bomba de tiempo

Pero las autoridades defienden el nuevo sistema.

“La creación del Redditometro emerge de la presunción de que cierta cantidad de gasto debe corresponder a cierta cantidad de ingresos”, explicó el jefe de la agencia nacional de recaudación de impuestos, Attilio Befera.

El nuevo mecanismo era similar, añadió, a uno utilizado en Estados Unidos. No era más que un método para detectar “casos reales de evasión sin vergüenza”.

Pero el momento en que se lanza el Redditometro ha sido poco afortunado; Italia está en plena campaña electoral.

El sistema nunca iba a ser popular entre los votantes, y los políticos no han tardado en condenarlo.

El primer ministro saliente, Mario Monti, describió el Redditometro como “una bomba de tiempo” dejada por el gobierno de su predecesor, Silvio Berlusconi.

Berlusconi mismo ha dicho que consideraría abolir el sistema si volviese al poder. Y el hombre con mayores posibilidades de presidir el próximo gobierno, el líder del Partido Democrático, Pier Luigi Bersani, ha dicho que buscará vías distintas para luchar contra la evasión fiscal.

El Redditest

Euros

Las autoridades estiman que cada año se evaden US$190.000 millones.

El nuevo sistema debe usarse de forma selectiva, dice Befera. Y tras conversaciones con el gobierno, las autoridades recaudadoras han emitido un comunicado con el fin de calmar los temores de la población.

Subrayaron que el Redditometro es un arma que no estará dirigida a la población general. Dicen que aunque tienen dudas sobre el pago de impuestos de cuatro millones de italianos, el nuevo sistema sólo se utilizará para analizar las finanzas de 40.000 familias al año.

Hay señales de que el público está decidido a luchar contra la evasión fiscal, teniendo en cuenta el aumento en llamadas a un número de teléfono donde la gente puede reportar a evasores: propietarios, tenderos o comerciantes sospechosos de estar maquillando sus cuentas.

La policía financiera ha reportado un aumento de más del 90% en la cantidad de llamadas durante los primeros nueve meses del pasado año en comparación con el mismo periodo de 2011.

Mientras tanto, los italianos pueden usar una aplicación llamada Redditest para hacerse la prueba a si mismos y ver si sus ingresos coinciden con los gastos y averiguar así si están “en riesgo”.

Los comentarios están cerrados.